ISABELITAS DEL JAPON
 
 


ISABELITA DEL JAPÓN.

La procedencia exacta de la isabelita de Japónes aún desconocida, aunque se cree que la especie proviene del capuchino de Japón, extendido desde la India hasta el sur de China y Malasia, el cual se puede encontrar ocasionalmente en tiendas especializadas, y que supuestamente fue cruzado más tarde con otras especies. La isabelita de Japón hace ya siglos que se cría en cautividad; primero fue en China y más tarde también en Japón.

PARTICULARIDADES: 12 cm de tamaño. Las hembras no se pueden diferenciar de los machos por el color de su plumaje. A lo largo de los siglos han aparecido pájaros con infinidad de colores, aunque los más frecuentes son los de color marrón con las plumas del vientre algo más claras; pero también existen otros totalmente blancos, amarillos o casi del todo negros, así como con diversas manchas por todo el cuerpo; incluso los hay que han sido criados con un copete o un collar.
 

MANTENIMIENTO: Esta especie es muy apropiada para principiantes y niños mayores, y se puede agrupar con otros pájaros.

CRIA: La cría de la isabelita de Japón, en general, puede efectuarse sin ninguna clase de problema. Cestas de pequeño tamaño o cajas medio abiertas pueden ser útiles para la construcción del nido. La puesta consta de 3 a 8 huevos, que serán incubados durante aproximadamente 12 días. La isabelita de Japón puede sustituir fácilmente sus huevos por otros ajenos, incubándolos con la misma atención que si fueran suyos.
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

 
  Hoy habia 9 visitantes¡Aqui en esta página!  
 
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=